martes, 19 de febrero de 2013

El clítoris al descubierto

El clítoris es (o suele ser) una parte fundamental para el orgasmo debido al gran número de terminaciones nerviosas que posee. Realmente sólo vemos el glande (que se sitúa en la parte superior de la vulva), pero el clítoris tiene una estructura en su conjunto que no se ve a simple vista. Es un órgano eréctil que se llena de sangre y puede aumentar en algo su tamaño cuando nos excitamos, y hasta el momento es el único órgano conocido cuya única función es la de producir placer. Una gran parte de las mujeres necesitan estimular el glande del clítoris, directa o indirectamente, para llegar al orgasmo. El ritmo y la presión de la estimulación, o la forma exacta de estimularlo, dependen de la persona misma en cuestión. Al ser una zona sensible, tanto ritmo como presión suelen variar según nos vamos excitando para ir logrando sensaciones más intensas. 
Al estimularlo, sobre todo cuando nos acercamos al orgasmo, es habitual que se produzcan contracciones y espasmos en distintas partes del cuerpo, puesto que el clítoris “manda” señales a la médula espinal y de aquí se envían señales a otras zonas corporales produciendo estas reacciones reflejas (resumiendo mucho).

Artículo completo   .........................

Fuente: http://www.sexualidadaldesnudo.com